domingo, 4 de enero de 2009

Tips para el acoso mediante Bluetooth

El metro de la Ciudad de México es un lugar considerablemente pintorezco, donde ocurren las historias más extrañas y no necesariamente chuscas o agradables.

Hace algunos meses se tipificó con más fuerza las multas que se pretende aplicar a los hombres que se pasen de lanza con las mujeres que viajan ahí. Desde luego esta medida, tan creyente de la buena voluntad de la gente, se puede prestar a extorsiones. Por no hablar de que también se da el caso de mujeres haciendo tocamientos a hombres -si bien es menos frecuente-.

Dado que ya casi no viajo en metro (por seguridad y por rapidez), pero pienso volverlo a hacer una vez que mi propósito de los horarios se vaya cumpliendo, pues no le di mucha importancia a esa noticia. Pero hay algo que ahora sí me llamó la atención.

Resulta que lo que está de moda ahorita, de acuerdo a esta nota de El Universal, es el acoso mediante bluetooth; sus modalidades más extendidas son el envío de mensajes y de archivos de imágenes con piropos e invitaciones, en el mejor de los casos, o amenazas y escenas explícitas en otros tantos. Creo que el primero es viable, es decir, un poquito patético pero no tiene nada de malo a menos que sea de manera continua. Por otro lado sigo sin explicarme el por qué de los segundos: realmente no creo que se gane nada.

Y pues bueno, tanto peca el que mata a la vaca... Así que mis recomendaciones en estos casos son:
  1. Tengan siempre apagado el Bluetooth - Consume bastante batería y es, en la mayoría de los casos, como dejar abierta la puerta de la casa a la hora de dormir. No tiene el menor sentido dejarlo encendido, mas que la hueva. Eso sí, personalmente siempre lo tengo a unas pocas teclas de distancia para transmisiones rápidas.
  2. Conozcan su equipo - Del conocimiento de nuestro móvil depende también mucho la seguridad. ¿Qué vulnerabilidades hay? ¿Hemos actualizado el firmware? ¿Qué tan fácil es acceder a los datos personales del mismo?
  3. Nombre del móvil - Cuando un aparato hace un broadcast vía bluetooth para encontrar dispositivos, generalmente aparece el nombre (algo así como el equivalente al hostname en TCP pero para bluetooth). Yo prefiero poner nombres que identifiquen al equipo sin dar a conocer nada sobre mí. Por ejemplo, prefiero "XnTBold", "XnTMacBook" etc... Que hablan de mi equipo y poco de mi, pero no necesariamente dan a entender si soy el chico greñudo que estás viendo frente a ti.
  4. De nuevo, mantengan apagado el Bluetooth - Nomás para enfatizarlo :-P.
Recuérdenlo: la tecnología es una herramienta valiosísima pero, si la usamos a lo estúpido -como la mayoría de la gente, tristemente México es un país sin cultura tecnológica-, entonces se convierte en un arma de dos filos, algo que nos hace vulnerables en más de una manera.

Saludos,

Posts relacionados